Patricia Delgado Roberts: “Si no hay pasión, no hay nada”

Los dulces son una de las debilidades femeninas que no podemos ocultar ¡Nos encantan! De la misma forma, Patricia Delgado Roberts sintió un interés particular que la llevó a otro nivel: el de dedicarse profesionalmente a este rubro y creó, para la felicidad de todas las dulceras “Miscelánea Dulces“.

Tuvimos la suerte de conversar con ella y que nos cuente sobre la pasión por su trabajo, algunos aspectos de su vida, su rol como mujer, y un poco acerca de su primer local de dulces que inaugurará este mes. ¡Conozcamos sus secretos e ideas!

Sabemos de tu pasión por los dulces, ¿cómo te orientaste a estudiar Gestión de Restaurantes y te inclinaste por la pastelería?
Siempre, de niña, tuve esa habilidad y curiosidad sobre la cocina. Me encantaba preparar postres a mi familia y ver sus caras de “quiero más” a los ocho años. Mientras otras niñas jugaban a la cocinita de mentira, yo hacía dulces de verdad, como toffees que vendía a mis vecinos. Así, quise estudiar gestión, porque no sabía nada de costos y después de eso me matricule en Pastelería. Siempre me gustó.

¿Alguna vez pensaste o te animaste a estudiar otra cosa diferente?
Al salir del colegio, estudie dos ciclos de audiovisuales, luego teatro y un poco de fotografía; me encanta el arte y creo que, por ese entonces, quería probar. En esos tiempos, la mamá de una amiga me decía que porqué no estudiaba cocina, que me la pasaba leyendo recetas y comprando revistas de gastronomía, y yo le pensaba “¿cocina?”. Por una extraña razón no lo estudié antes, seguro no era mi tiempo de hacerlo.

¿Qué te motivó a crear Miscelánea Dulces? ¿Qué le recomendarías a las mujeres de nuestra comunidad que están planeando empezar un negocio propio?
Me motivaron las ganas de hacer cosas que me llenaran y tuvieran sentido para mí; no quería quedarme vendiendo dulces a mis amigos, sino que sea una empresa con proyección y que me hiciera sentir contenta, porque es un negocio que no solo piensa en vender sino en el sabor, la calidad y capacitación de los que recién se inician. Sé que hay mujeres que trabajan dependientes y desean independizarse (…), no todas tenemos el dinero, así que hay que hacerlo con paciencia. Si no hay pasión, no hay nada, eso es lo que hace seguir adelante a pesar de la adversidad.

¿Cuáles son las experiencias y aprendizajes más importantes que tuviste con este negocio?
Definitivamente, en el curso de costos, cuando vendía dulces a los conocidos, daba el precio al ojo y eso es un crimen. Cuando ya se formó la empresa, decidí seguir un curso sobre ese tema y mantener todo en regla.

He visto la lista impresionante de productos y servicios que ofreces, ¿cómo haces para organizarte y ofrecer todos ellos?, ¿tienes algún equipo que te ayude?
Tengo a mi familia de mano derecha y también a dos personas que colaboran, y ahora, con el local nuevo, voy a tener a más personas colaborando, no solo en la preparación de dulces, sino en atención al cliente.

¿Cómo te animaste a dar clases sobre pastelería? ¿Hubo algún reto al hacerlo?
Otra de las cosas que hacía de chica era bailar, juntaba a todos los niños de mi edificio y les enseñaba los pasos. Mi papá me decía que tenía paciencia para la enseñanza, y ahora, qué mejor que enseñar lo que amas. Cuando estamos en clase, no quiero que nadie se vaya con dudas. El reto fue adecuar mi taller, ya que no tenía el dinero para un lugar más grande, pero estamos contentos, porque con pocos alumnos la clase se hace más personal.

Y proyectándonos hacia el futuro, ¿qué opinas del potencial de la repostería en el Perú?
Es enorme, su historia es deliciosa: desde las monjas de conventos preparando dulces hasta los pregoneros en las calles. Hace mucho dejé de verlos, era mágico. Ahora existen las carretillas que abastecen a todos de dulces artesanales de antaño y en Miscelánea Dulces habrá un festival de los dulces peruanos y desearía contar su historia.

Sabemos que estás a puertas de abrir un local, ¡felicitaciones! ¿Cómo te enrumbaste en este nuevo proyecto?, ¿qué nos puedes contar sobre los preparativos?
¡Feliz, más que una lombriz! Es un lugar pequeño, pero muy encantador. Siempre supe que quería abrir un local de pastelería artesanal y deliciosa sin preservantes, que se abra paso a lo casero, que esté hecho con amor, con energía y sobre todo, con insumos frescos y cuidados, como el chocolate orgánico peruano que es delicioso. Los preparativos son agotadores, pero me voy a mi cama satisfecha, porque es el cúmulo de pasos pequeños que he realizado para lograr esta meta personal y se están logrando de a pocos. ¡Abrimos antes del Día de la Madre!

¿Nos puedes contar cómo es un día cotidiano en la vida de Patricia Delgado Roberts?
Me despierto a las 6 a.m. para poder estar lista a las 7 a.m. y empezar con el mise en place de los pedidos, y empezar a trabajar. En la tarde, se leen correos y se organizan las compras del siguiente día; los jueves organizamos la clase del sábado. Me gusta siempre darme una  vuelta por el mercado central, siempre hay cosas novedosas. Ya se acerca el Salón del Cacao y Chocolate en su tercera edición y estamos con la preparación de los dulces chocolatados que ofreceremos.

Los padres siempre sueñan con que sus hijos sean abogados o doctores, ¿qué dijeron tus papás cuando les dijiste que querías dedicarte a los dulces?, ¿te apoyaron en el proceso?
¡Por supuesto! Cuando quise estudiar teatro o fotografía me matricularon en la escuela. Creo que sabían que por ningún lado iba a ser abogada (risas), sabían que me iba a quedar dormida leyendo un caso (risas). Mi mamá, desde chica, siempre me llevó al teatro o a exposiciones de arte, y también tenía tomos de cocina que le gustaba leer. Siempre escuchaba que ella hablaba técnicamente en la cocina y yo le preguntaba. Además, mi papá siempre me ha dado la libertad necesaria para elegir, así que no he tenido problema. El problema era yo, que no elegía rápido (risas).

En general, ¿cómo crees que influyó tu familia en la persona que eres ahora?
Quito y Nancy son mis padres, ellos han sido dos personas generosas, no mezquinas , amistosas y llenas de buena vibra para mi hermano y para mí. Siempre nos han enseñado a compartir, tener sentido del humor y a ser como eres.

¿Cuáles son los momentos en familia que más disfrutas?
Hace un mes, mi abuela murió, fue un momento triste para compartir en familia y reunidos para contar anécdotas, mirar fotos de cuando éramos niños, entre tíos, primos, hermanos y familia entera. Esos momentos sencillos compartiendo tienen gran valor para mí. Además, mi abuela vivió cocinando y haciendo un budín delicioso que hacía vibrar a mi papi; sus frejoles eran los más deliciosos del mundo.

Si me tuvieras que nombrar tres características más importantes de tu personalidad, ¿cuáles serían?
Extrovertida, soñadora, romántica.

Y ahora que te casaste, ¿qué aspectos han cambiado en tu vida?
Espero que nada, porque amo la libertad (risas). Como le dije a mi esposo, si antes ya era feliz, ahora imagínate. En el amor tiene que haber honestidad, generosidad, admiración y la importante libertad sobre todas las cosas, lejos del tenebroso “hasta que la muerte nos separe”. Así, César ha venido a complementar todo, con su poco pelo no ha perdido la fuerza y hace que todo brille más. En lo único que ha cambiado mi vida es que, aparte de nuestros proyectos personales, tenemos uno de pareja, sino iríamos a la deriva.

Si tuvieras que escoger tres características fundamentales en una mujer, ¿cuáles serían?, ¿por qué?

  1. Versátil: lo que me asombra de una mujer es que puede hacer mil cosas a la vez y me encanta
  2. Amorosa: no solo puedes ser amorosa besando, sino cocinando a sus amigos, cantando a sus hijos y siendo considerada con su personal
  3. Creativa: lo creativo no solo se da en el arte, lo puedes ser con el menú del mercado, organizando los horarios de tu personal, haciendo que tu sueldo mensual alcance para poder ahorrar, lo mismo con el tiempo.

¿Cuáles son las cosas qué más te gustan y que no dejarías de tener y/o hacer?
No dejaría de ir al teatro -me transporta-, cocinar y ver a la gente feliz comiendo; me hace feliz tomar fotos -amo mi cámara fotográfica, siempre he tenido una, hasta la del rollo 110 (risas)-, llenar de besos a mi mamá y capacitarme -me gusta estar activa y espero prontito viajar al extranjero a hacerlo.

La cartera de toda mujer es un baúl de tesoros, ¿qué cosas no pueden faltar tu bolso?
Mi agenda, mi celular y mi billetera. Felizmente, me gustan las carteras grandes y siempre ando con una que parece una mochila donde meto todo y pesa como 10 kilos, dentro de poco tendré que enyesarme el hombro…

He visto que, paralelamente a tu trabajo, te das un tiempo para vivir experiencias diferentes, como ir al teatro o tomar fotografías, ¿qué le podrías decir a todas las mujeres de nuestro portal Mujer Activa sobre esto?
Hay personas que trabajan de 9am a 6pm y no hacen nada más. Cuando uno dice “no tengo tiempo”, solo son excusas. La vida es una y hay que vivirla con intensidad; esas pequeñas cosas que nos gustan fuera de nuestro trabajo hacen que nuestro universo crezca y la vida sea más placentera. Por mi parte, la foto y el teatro hacen que mis dulces salgan mejor.

Además, viajas para aprender cosas nuevas. ¿Podrías contarle a nuestras lectoras la importancia de las nuevas experiencias en la vida de una mujer?
Nunca hay que dejar de hacer cosas nuevas, así tengamos muchas responsabilidades. El espacio en nuestras vidas oxigena y nutre, no sé si es mi carácter, pero siempre busco un viaje cultural, un curso importante o simplemente admirar el paisaje de un lugar inesperado. En noviembre del año pasado, estuve en Tarapoto visitando las plantaciones de cacao en Alto el Sol, aprendí y disfrute.

Finalmente, nos encantaría que les dejes un mensaje a todas las lectoras del portal…
“Una ocupación que solo genera dinero es una ocupación pobre”- Henry Ford.

Imágenes: Miscelánea Dulces

Compartir



Acerca del autor

Escrito por natalý montes

Estudio Publicidad, me gusta el styling y pinto con crayolas.

2 Comentarios Dejar un comentario ›

  • lourdes13
    Mayo 7, 2012

    Me gustó mucho tu historia…Muchas felicidades y la mejor de las suertes en tu nuevo local. Me gustaría tener información acerca de tus clases, un abrazo.

    • natalymb
      Mayo 10, 2012

      Hola Lourdes:

      Muchas gracias por el mensaje, puedes entrar a la página web de Patricia para obtener más información de los cursos que dicta.

Escribe un comentario